De los años setenta del siglo XX a la actualidad

Con la reforma educativa del año 1970 se introdujo la educación mixta y los dos grupos escolares graduados, la Escuela Graduada de Niñas Macarena y la Escuela Graduada de Niños Macarena, se transformaron en un solo centro educativo que pasó a llamarse Colegio Nacional Mixto Macarena. Se demolió la valla de separación interior que separaba las dos escuelas. Con la llegada de la democracia y el traspaso de competencias educativas a la Junta de Andalucía el centro pasó a llamarse Colegio Público Macarena y a partir de la aplicación de la LOGSE se llama CEIP Macarena.

Con motivo de la Expo 92 se rehabilitó una de las casas de maestros para instalar oficinas de la exposición, y al término de la misma, el edificio se incorporó al centro, destinándose a uso escolar. Las otras dos aún estaban habitadas por sendas maestras. Ese mismo año se celebró en el centro el centenario de la colocación de la primera piedra del colegio con asistencia de representantes de la Real Maestranza de Caballería y el Ayuntamiento. En el centro se conserva una placa conmemorativa de esta celebración.

En 1995 la hermandad de La Macarena Celebró el IV Centenario de su fundación en 1595, motivo por el cual donó al colegio un mosaico de azulejos con la imágen de la Virgen. Durante las últimas obras de rehabilitación del centro el azulejo fue dañado, perdiéndose totalmente. En 2008 fue sustituido por una réplica idéntica a la anterior realizada por el mismo ceramista.

En septiembre de 2000 se implanta en el centro el Programa Bilingüe Alemán-Español. Desde entonces hasta hoy el colegio ha avanzado considerablemente en el desarrollo de este programa, una de las principales señas de identidad del CEIP Macarena en la actualidad.

El curso escolar 2005-06 el CEIP Macarena se traslada al antiguo Colegio Público Padre Manjón, hoy CEIP Huerta de Santa Marina, para acometer una reforma integral del conjunto, que incorporará las tres casas de maestros, ya vacías, y que proporcionará al centro el aspecto y las condiciones actuales. Tras esta reforma se dejan de nuevo al descubierto los frisos que habian permanecido ocultos hasta la fecha, aunque bastante deteriorados.

Estas obras son dirigidas por el arquitecto Mario Algarín. El colegio, renovado, se vuelve a abrir en septiembre de 2008.


En el año 2014 el centro pasa a denominarse oficialmente CEIP Altos Colegios Macarena.